Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Octubre de 2016.

UN CUENTO PARA LA CONVIVENCIA

 

Cuentos infantiles para la Paz y la no Violencia 

 

Un chocolate muy especial

 

 

chocolate especial

-¡Mami!, ¡Mami! hoy llegó una niña nueva a la escuela.

-Qué bien cariño, ¿jugaste con ella?

-No mami, la mordí.

-¿La mordiste? Pero, ¿Por qué lo hiciste? la niña nueva estará muy triste.

-Mami yo quería probarla.

-¿Probarla?

-Si mami, la niña nueva es de chocolate y otros niños la llamaron negra.

-¿De chocolate?, ¿negra? o cariño ya entiendo. Ven, acércate, siéntate junto a mi, quiero contarte una historia. Hace muchos años en un país muy lejano, existía una pequeña aldea, en la que sus habitantes vivían muy tristes, porque el sol cada día brillaba tan fuerte que sólo les quedaba la noche para poder salir fuera de sus casas. Los niños no podían ir a la escuela, los papás no podían ir al trabajo.

-Pero mami, hoy también brillaba el sol fuerte, y pudimos ir a la escuela.

-Tienes razón cariño, Pero en aquella aldea, además de brillar muy fuerte el sol, brillaba tanto que los campos estaban sin flores, los ríos se secaban y sus rayos tocaban en la piel de los aldeanos, les produjo unas quemaduras terribles, entonces un día una niña pequeña, como tú, le dijo a su mamá: -Mami esta noche buscaré al señor sol, y le pediré por favor que deje de quemar nuestros campos, de secar nuestros ríos y de dañar nuestra piel, él no me dará miedo, la noche me protegerá y yo me cubriré muy bien-. La niña subió despacito una gran montaña, esperando sin miedo a que el señor sol apareciera en el horizonte. -Señor sol, señor sol -¿Quién me ha despertado? aún no ha amanecido. La voz del señor sol era un poco ronca, pero la niña no se asustó y continuó llamándolo. -Señor sol, señor sol, por favor deje de quemar a mi pueblo. Entonces, el señor sol abrió sus brillantes y grandes ojos, sorprendiéndose al ver a la niña envuelta en telas de muchos colores despertando tan temprano. - ¿Qué haces aquí pequeña? ¿Por qué llevas esas telas? apenas puedo verte, ¿no tendrías que estar en la escuela? Entonces la niña le explicó con todo detalle el motivo de su visita. -Si me quito estas telas quemarás mi piel clara y me dolerá mucho. El señor sol se quedó muy pensativo y transcurridos unos minutos, a los que la niña espero pacientemente, el dijo: -Muy valiente y tienes un gran corazón, porque no sólo has venido por ti, así que voy hacerte un regalo. Buscó en un bolsillo y sacó de él unos bolsitos que entregó a la niña, diciéndole: -Mira dentro de estos saquitos, hay unos escudos mágicos que protegerán tu piel y a todos los habitantes de tu aldea, tu piel se oscurecerá y estará protegida de mis fuertes rayos. Para tus campos y tus ríos, mandaré a mis amigas las nubes para que preparen las estaciones de las lluvias y no se olviden de tu aldea. La pequeña agradeció al sol todos sus regalos y marchó rápido hacia la aldea. Al día siguiente todos los habitantes de la aldea ya habían puesto sobre su piel los pequeños escudos mágicos que los protegerían de los fuertes rayos solares, sus pieles se oscurecieron y estaban radiantes y la aldea volvió a la normalidad.

-Entonces, ¿mi amiguita viene de un país lejano?

-Cariño, sus abuelitos o sus antepasados vinieron de lugares donde el señor sol quemaba mucho y su piel se oscurece para protegerles, por eso tu pensabas que tu amiguita era de chocolate.

-Gracias mami, mañana le daré muchos besitos a mi nueva amiga, le pediré perdón y jugaremos juntas.

(Escrito por estefy. Recuperado de:

http://www.menudospeques.net/recursos-educativos/cuentos-infantiles/paz/chocolate-muy-especial)

 

 

Etiquetas: , , , , ,

27/10/2016 13:11 Jorge Gomez Arias #. CUENTOS INFANTILES No hay comentarios. Comentar.

EL OCTUBRE DE GRISEL

Nos acercamos de nuevo a nuestra bien apreciada coeditora, para desearle un hermoso cumpleaños lleno de jolgorio y alegría y que siempre permanezca con nosotros.

 

 

 

EL OCTUBRE DE GRISEL

 

Días especiales para recordar

aquellos de evocaciones y ensueño

cuando la memoria llega a buscar

a la amiga de misterioso tiempo

y regalarle un ramo de palabras

con las que se la quiere celebrar.

 

Aunque sólo el pensamiento y el tiempo

e inclusive las extensas distancias

han dado a la amistad buenos momentos,

también le conceden  una sustancia

que no requiere ninguna  cercanía

para guardarle una especial fragancia.

 

Mas no son solamente las palabras

las que con gran cariño se te ofrecen

sino las sensaciones francas, claras,

de asombro y respeto que no perecen

por esas luchas que emprendes a diario

y que hacen de ti lo excepcional que eres.

 

No haré una  enorme lista de virtudes

pues lo  evidente no impone rosarios,

sólo quiero acercarme hasta tus luces

en estas mañanas del calendario

para tener el cordial y gran placer

de desearte un hermoso cumpleaños.

 

(Con todo mi gran cariño y sinceros deseos,

Jorge E. Gómez Arias

Sábado, 29 de octubre de 2016)

 

(Imagen de Google:https://i.ytimg.com/vi/ICfvANBe3QY/hqdefault.jpg)

Etiquetas: , , , , , , ,

ANÉCDOTAS LITERARIAS

20161030130216-sonrisa.png

 

 

 

 

Se dice de Borges que mientras ejercía como profesor en la universidad, preguntó a una alumna su opinión sobre Shakespeare, a lo que ella contestó:

—Me aburre. Al menos lo que ha escrito hasta ahora.

—Tal vez Shakespeare todavía no escribió para vos. A lo mejor dentro de cinco años lo hace.

------------------

Cuando Camilo José Celá acababa de ser anunciado como ganador del Premio Nobel. Un periodista le preguntó:

—¿Le ha sorprendido ganar el premio Nobel de Literatura?

—Muchísimo, sobre todo porque me esperaba el de Física.

------------------- 

En alguna ocasión Jacinto Benavente recibió la visita de un conocido suyo, que no tenía gran éxito como dramaturgo. Durante el recorrido por la casa, el invitado quedó asombrado por la amplia biblioteca que poseía el escritor y exclamó:

—¡Vaya, Don Jacinto! Con tantos libros ya se pueden escribir buenas comedias.

—Pues adelante, amigo mío, están a su disposición.

---------------------

De la siguiente manera, Ramón de Campoamor concluyó su disculpa por no poder asistir a una invitación en casa de Antonio Cánovas del Castillo.

—Recuerdos a don Antonio, a quienes unos envidian el talento, otros la casa y todos la mujer.

---------------------

Sucedió cuando Jorge Luis Borges estaba siendo entrevistado en Roma por un periodista que trataba de provocarlo.

—¿En su país todavía hay caníbales?

—Ya no. Nos los comimos a todos.

 

(Adaptado de

http://www.iberlibro.com/blog/index.php/2013/09/19/10-anecdotas-curiosas-de-escritores-hispanos/ )

(Imagen de Google: http://www.angelesprol.com/blog/wp-content/uploads/2015/01/sonrisa.png)

Etiquetas: , , , ,

30/10/2016 09:02 Jorge Gomez Arias #. ANECDOTAS No hay comentarios. Comentar.